No se han encontrado resultados.

Boletus frescos en carpaccio

Con piñones tostados.

21.50 € - 1/2 ración: 13.50 €
 
Edulis en crudo, qué gozada...

- Con la llegada del clima otoñal, aparece el momento de los boletus edulis.

- Estos edulis pertenecen a la clasificación de los boletus de carne blanca; junto con los aereus, los reticulatus y los pinícola.

- Para diferenciarlos, el edulis posee el borde del sombrero más claro que el resto.

- En Lakasa, al preguntar en la cocina por la cualidad más valorada de los edulis, la opinión más compartida es la textura firme y prieta de los ejemplares muy frescos.

- De agradables aromas a humedad, nos encanta su sabor dulce y el recuerdo a notas de avellana.

- Pese a escuchar habitualmente que los boletus se deben limpiar solo con un paño húmedo para no perder sabor, no hay que olvidar que crecen en el suelo. Por tanto, es imprescindible lavarlos con agua, aunque con cierta rapidez para que no absorban demasiada humedad.

- Al saltearlos, conviene comenzar con un fuego suave y subir paulatinamente la temperatura, para lograr un hongo jugoso y con un atractivo dorado exterior.

- Hoy, recién llegados al restaurante, también los ofrecemos en crudo, en un carpaccio, cortados al momento del pase en finas láminas y aderezados con sal, pimienta, un poquito de aceite y unos piñones tostados.
 

En Lakasa, nos chiflan las setas. En el siguiente enlace, contamos nuestra experiencia con los boletus.

 

boletus lakasa 21

 

Nº de comensales:

Tiempo requerido:


Ingredientes para hacer Boletus frescos en carpaccio

  • Boletus frescos
  • Sal y pimienta
  • AOVE
  • Piñones tostados

Boletus frescos en carpaccio paso a paso

  1. En cuanto recibimos los boletus frescos, comenzamos su proceso de limpieza, retirando cualquier resto de suciedad que la seta pudiera traer. Los pasamos de manera rápida por agua fría y los extendemos para su secado sobre una bandeja forrada de papel secante; los reservamos.
  2. A la hora del pase, cortamos los boletus limpios en finas láminas y los disponemos sobre el plato; aderezamos las setas con sal, pimienta, un poquito de aceite y unos piñones tostados.
Usamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la página y ofrecerte funcionalidades extras. Uso de cookies.